Mínima, la presencia de la banca móvil en México

01/30/2014 - Redacción

Print Friendly

La presencia de la banca móvil en México todavía es menor. Así lo revelan cifras de la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV), las cuales indican que de las 24.9 millones de personas que hasta diciembre de 2012 contaban con alguna cuenta de ahorro formal, sólo 6% tenía banca móvil. En su más reciente Reporte de Inclusión Financiera (RIF5), la comisión detalla que únicamente 1.4 millones de personas tenían acceso en 2012 a los servicios financieros a través de las tecnologías móviles.

Pese a las cifras, la CNBV asegura que en el país, el crecimiento de usuarios de telefonía móvil ha sido acelerado. En los últimos 10 años la mayoría de la población en México incorporó el uso del teléfono móvil a su vida cotidiana, lo cual –según el organismo– representa un canal ideal para desarrollar modelos de servicios financieros que sean financieramente incluyentes, dado su bajo costo y alta penetración.

“Se observa un gran potencial en la expansión de estos servicios financieros, por lo que surge un gran interés para seguir mejorando las reglas y condiciones que propicien que dichos modelos de negocios puedan alcanzar el potencial que tienen y lograr economías a escala, sobre todo penetrando mercados donde actualmente la inclusión financiera no ha sido suficiente, de manera similar a lo que ha sucedido en otros países”, se lee en el reporte.

Con la comisión coincide Marco Carrera, de la Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (Condusef), quien asegura que México ha dado pasos importantes en dicha materia. “En banca móvil estamos en una etapa media. La tecnología ya está, lo que falta es un acuerdo a nivel tecnológico y empresarial para que pueda haber una convención de uso”, recomienda.

En entrevista con Innovación Pública, el funcionario detalló que además de la convención de uso, es necesaria una regulación específica para el tema, pues, afirma, debe definirse claramente quién será el actor que responda ante las inconformidades de los usuarios: ¿el banco, la entidad financiera o las compañías de telefonía?

“En tanto no se aclare esta situación, la gente no va a utilizar tanto la banca móvil, porque no contará con certidumbre y respaldo legal”, sentencia, tras indicar que hasta el momento no se ha presentado ante la Condusef un gran número de inconformidades relacionadas con la banca móvil. Incluso, aclara, es un volumen poco representativo.

La Comisión Nacional Bancaria y de Valores informó en su reporte de 2012 que el canal transaccional con mayor número de reclamaciones es el de terminal punto de venta con 2,162,253 (51.0%), seguido de movimientos generados por el banco con 950,225 (22.4%) y de cajero automático con 554,516 reclamos (13.1%). Mientras que los que menor número registran son banca por teléfono con 298 (0.01%), pagos por celular con 668 (0.02%) y banca móvil con 1,502 (0.04%).

Para incrementar el uso de la banca móvil y reducir el número de inconformidades, Marco Carrera considera necesario ejecutar una regulación específica para el tema. En México, según la CNBV, se modificó la regulación para crear productos de captación que permitieran la suficiente flexibilidad para que resulte más sencillo y más barato para el cliente la contratación y operación a través de tecnología móvil. Además, se han establecido reglas de operación que garantizan la seguridad en la operación de estas cuentas para evitar robos y fraudes.


Acerca de Redacción

Puesto prueba

Deja un comentario Tu correo no será publicado

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>